Cesárea programada para hoy

By | enero 7, 2013

Hoy día 7 de enero, estaba previsto que una niña ourensana que se encontraba de nalgas naciese por cesárea, y lo sé porque el día 21 de diciembre leí una noticia en la que una vez más queda patente que los bebés nacen dándonos lecciones.  Esta niña nació de nalgas el día 21 de diciembre en un parto rápido y sin complicaciones, en un restaurante de Ourense «asistida» por una camarera.

Y es que en un parto de nalgas no hay gran cosa que hacer, sino todo lo contrario, más que nunca, en este caso la actitud correcta del que asiste el parto debería ser ver y no tocar.  Porque si se manipula al bebé, se corre el riesgo de que este deflexione su cabeza, o extienda sus brazos, y entonces sí, habrá un grave problema, porque ese niño tendrá serias dificultades para nacer.

Hace 12-13  años era habitual que hubiese partos de nalgas, pero en la actualidad, lo habitual es que en estos casos se programe una cesárea.  Este cambio en la atención al parto podálico se produjo de forma brusca cuando en el año 2000 se publicó un estudio que concluía que la cesárea electiva era preferible frente al parto vaginal en caso de presentación de nalgas a término, ya que reducía la morbilidad neonatal.   Estos resultados cambiaron rápidamente la actuación de toda la comunidad médica internacional, que dejó de realizar partos de nalgas, optando por la cesárea programada. En pocos años, los nuevos médicos ya no habían sido formados para saber actuar en un parto de nalgas.  En 2006 se publicó otro estudio que concluye, que en lugares donde el parto vaginal planificado es una práctica común y cuando se cumplan criterios estrictos antes de y durante el parto,  el parto vaginal planificado en presentación podálica a término sigue siendo una opción segura que se puede ofrecer a las mujeres.

El problema es ¿Cuántos ginecólogos saben hoy en día atender un parto de nalgas?  Según se van jubilando los «viejos» médicos (los que llevan más de 12 años trabajando) las mujeres vamos perdiendo la oportunidad de que nuestros hijos puedan nacer de nalgas.  O quizá no, porque unos días antes de conocer la noticia de esta niña nacida en un restaurante, supe de otra niña que nació también de nalgas en su casa (no salió en las noticias).

Y en los últimos dos años, he sabido de algunos hospitales, que en determinadas circunstancias «permiten» a las madres que lo desean, parir de nalgas.  ¿Puede ser que ya se estén dando cuenta de que la cesárea no es la única opción segura en una presentación de nalgas?  ¿Se extenderá la práctica del parto de nalgas a todos los hospitales?

Me gustaría poder compartir aquí las historias de partos de nalgas, nuevas y viejas.  ¿Conocéis personas que hayan nacido o parido de nalgas?

 

 

8 thoughts on “Cesárea programada para hoy

  1. Susana

    Qué necesario divulgar esto, querida Marta!
    Precisamente debido a lo que expones, y a pesar de llevar 2 años hablando con madres… no he oído ningún relato de parto de nalgas:( Mas he visto uno (televisivo) en el capítulo 2 de la serie Call the midwife. Me pareció preciosoooo -lo has visto?
    Un besito
    Susana

    Reply
    1. Marta Post author

      Gracias Susana.
      Pues aún no he tenido la oportunidad de ver la serie de Call the midwife (falta de tiempo), pero es una de mis tareas pendientes, sobretodo después de lo que me cuentas.
      Un abrazo

      Reply
  2. Carolina

    Qué curioso!! Un primo mío nació por cesárea programada precisamente por lo mismo, estaba en podálica, además recuerdo que a mi tía le pusieron anestesia general. Nació un poco antes del estudio que comentas, en el 95, por aquel entonces recuerdo que cuando hablaba con mis amigas de como lo haríamos cuando fuésemos madres, muchas pensaban que era mejor parir por cesárea porque así el bebé sufría menos y a la mamá le dejaban todo limpio y en su sitio. Yo no lo tenía tan claro porque me habían operado de apendicitis hacía relativamente poco y sabía muy bien lo que es una cirugía abdominal y no quería volver a pasar por ello

    Reply
    1. Marta Post author

      Hola Carolina. Muchas gracias por el testimonio. Hay diferentes tipos de posiciones «de nalgas». Lo primero que presenta el bebé pueden ser las nalgas en sí, con las piernas estiradas o flexionadas pero hacia delante, o puede estar sentado sobre los pies, o sobre las rodillas. En algunas de estas posiciones no se recomienda ni recomendaba antes del estudio de Hannah intentar el parto vaginal, pero de cualquier modo, en caso de tener un bebé que no está en posición cefálica, siempre se puede esperar a que se inicie el parto de forma espontánea y entonces hacer la cesárea si es que está indicada. De esta manera, al menos estamos seguros de que el bebé nace cuando él está preparado.

      Reply
  3. Noelia

    Hola!! Yo soy una mamá que nació de nalgas en 1980. Nací en la semana casi 42 y el obstetra que llevaba a mi madre estuvo con ella en todo momento y yo nací, de nalgas y con todo el culete arañado pero nací y perfectamente. Por eso, porque antes un parto de nalgas era algo que se sabía llevar.

    Cuando mi bebé se puso de nalgas en la semana 36 la palabra «cesárea» empezó a salir de la boca de todos los que me rodeaban…incluso de mi madre!!! Me decía que no me deseaba un parto así, pero yo le intenté explicar que yo quería parir «así» o como fuera, pero parir!

    Puedo decir que en el hospital me respetaron esperar y esperar…cada vez que iba me volvían a proponer la cesárea y yo me negaba. Sabía que podía, que podíamos hacerlo y que, quizás, en el momento del parto él se diera la vuelta. Pero tenía taaaanto miedo…estaba taaaan cansada de oír que la cesárea era lo mejor para los dos, que estaba siendo egoísta, que tenía que pensar en mi niño…que cuando llegué a la semana 42 y en el hospital me dijeron: «puedes seguir esperando pero toda la responsabilidad ya es tuya» yo ya no tuve fuerzas para seguir luchando y acepté la programación.

    Mi pequeño no nació como yo quería, lloré mucho antes y después (aún a veces lo hago), pero lo pude abrazar con todas mis fuerzas al minuto e iniciar nuestra lactancia y unirnos y pedirle perdón por no haber sido más valiente. 17 meses después sé que el miedo a todo nos bloqueó, pero nuestra lactancia nos sigue sanando y ahora sé que había algo que ambos debíamos aprender.

    Reply
    1. Luna de Brigantia Post author

      Gracias por tu testimonio.

      Me duele leer que en la semana 42 te dijesen que a partir de ahí toda la responsabilidad ya era tuya… En realidad la responsabilidad fue tuya desde el principio, tanto si te hubieses dejado hacer una cesárea en la semana 37 como si decidieses parir de nalgas en la 43. Tú eres responsable de la decisión que tomas y por eso te hacen firmar un consentimiento informado, en el que tú asumes los riesgos de la opción elegida, y el personal sanitario únicamente es responsable en caso de mala praxis.
      Enhorabuena por tu valentía, por haber aguantado todas las presiones hasta la semana 42, por haberte informado y luchado y por seguir disfrutando esa lactancia sanadora para los dos.

      Reply
  4. Raquel

    Yo creo que la cesárea programada es muy dura psicologicamente, si se considera que un parto de nalgas no está recomendado en un caso concreto creo que sería mejor esperar a que la mujer se pusiese de parto y en ese momento, si no se ha dado la vuelta practicar la cesárea si fuese necesario.
    Estando de 36 semanas, mi hija, que aún está por nacer se puso en oblicua casi de nalgas y la verdad es que me asusté, la palabra cesárea programada vino a mi cabeza y sentía que no estaba psicológicamente preparada para eso. Se que a veces las cosas tienen que ser, y de hecho no puedo preveer como será mi parto pero al menos ahora parece que mi hija ha decidido volver a ponerse de cabeza.
    En su día mi hermano hace 23 años se encontraba en posición podalica y así es como iba a nacer. A mi madre le dijeron que el parto era más complicado pero no que no fuese factible. Finalmente, durante el parto él empezó a girarse y cuando estaba en trasversa, el médico acabó de girarlo. Por eso yo creo que es mejor esperar en vez de programar la cesárea, tal vez el peque sea revoltoso pero decida a última hora cambiarse de postura.
    Por cierto, Marta, gracias por el consejo y la alternativa que me habías ofrecido para intentar que la niña se girase, cuando te llamé hace dos semanas porque la niña se había movido (no se si te acuerdas). Finalmente, como dije antes volvió a ponerse de cabeza pero me ayudó hablar contigo.

    Reply
    1. Luna de Brigantia Post author

      Que bien que se haya girado, Raquel!! Ahora sólo queda esperar pacientemente a que tu niña decida nacer y que lo disfruteis. Estamos aquí para lo que necesites.

      Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *